Visite los programas de cuidado infantil que está considerando. ¿Los niños están siendo vigilados en todo momento, aun cuando están durmiendo? ¿Los adultos y niños se lavan las manos (después de usar el baño, cambiar pañales, comer, etc.)? ¿El espacio para jugar está organizado y los materiales son fáciles de usar? ¿Hay materiales disponibles en todo momento? ¿El área de afuera es segura para los niños jugar? ¿Se usan técnicas de orientación de comportamiento positivas?